lunes, 21 de noviembre de 2011

 Desde la corrección del otro día, me he dedicado a dibujar las fachadas de las naves que quiero rehabilitar. Me ha llevado mucho más de lo que esperaba, pero aquí está el resultado.


Acto seguido me he dedicado a hacer la sección. Basándome en el boceto que había dibujado, y trabajando tanto en planta como en alzado también, he ido definiendo las cinco rebanadas de la cubierta, cada una con sus espacios y sus diferentes alturas.


Aqui en esta proto-pnata he situado los pilares y las crujías de la sección. Mi intención (como se ve en el dibujo) es que generen un cono visual que conduzca a la salida, y vaya dándole mayor predominancia a los espacios laterales (más privados) según vamos avanzando.


Esta es la planta general, tal y como está en este momento.



Para terminar, he hecho una maqueta con la que poder apreciar el espacio debajo de la cubierta. Aquí dejo las fotos.





Presentación 16 Noviembre

He estado pensando cómo darle coherencia al proyecto. Como mi compañera Elena me ha sugerido, he decidio que el proyecto es más coherente si condenso totalmente los llenos y los vacíos. Por eso he decidido eliminar la idea de patios interiores entre las lonchas, e interpretar esos espacios como cubiertos de forma diferente. Así acentúo la idea de gran espacio unitario, pero con la sección creo espacios que se comprimen o se dilatan dando un mayor o menor grado de privacidad a las funciones.

En la página de la derecha se ve la idea de nueva sección y las distintas formas de alternar cubiertas que se me han ido ocurriendo - siempre con pendientes que faciliten el desagüe de la lluvia.


El paso siguiente ha sido empezar a preguntarse cómo construir esa gran cubierta en que se ha convertido mi proyecto. La primera opción lógica es crear una retícula regular de pilares, pero no me convence.


Al final, mirando un edificio de Ishigami, se me ha ocurrido hacer algo más flexible. Por eso he creado una retícula que siempre se apoya en las líneas de los muros que hay en planta bajo (y por lo tanto longitudinalmente es regular), pero que transversalmente es más libre, y se apoya siempre donde necesito tener mis cubiertas.

Me gusta mucho el contraste que se genera entre la planta baja (más regular y estricta) y la alta (más continua, irregular, flexible y moderna)


Finalmente, me he puesto ha desarrollar el jardín que quiero crear conectando con el otro lado de la vía. Al pensarlo, he visto que estoy destruyendo otras naves industriales 'sin interés', y ni siquiera me había dado cuenta. Si estoy rehabilitando las naves de un lado porque considero importante su valor histórico y su importancia respecto a la alineación de la calle  ¿por qué no las del otro también?

Ante la idea de rehabilitar el otro lado, se me han ocurrido dos alternativas:
- Crear mi jardín a nivel +1, y respetar la planta baja. Las naves se pueden seguir utilizando
- Respetar únicamente los muros, pero eleminar cubiertas e interiores. Podría plantar mi jardin dentro de los muros, y dejar unas 'ruinas' para deambular estilo romñantico que me parecen sumamente interesantes.


Al final, creo que combinaré ambas ideas...

jueves, 10 de noviembre de 2011

Ideas 10 Noviembre

Partiendo de la corrección anterior, ahora veo que efectivamente lo que importa es los muros verticales (lotos) y la fachada. Lo demás (incluida la fachada trasera, que da al tren) lo puedo tirar libremente. No debo ser tan escrupuloso con respetarlo todo, o no será mi proyecto.


En la siguiente imagen:

- La primera figura es una planta. En ella quiero expresar las circulaciones en planta baja (al nivel de las naves). Ya que tengo dos patios laterales, tengo dos entradas más claras, y debo aprovechar las circulaciones para resaltar esa claridad. Como tiro parte de los muros y he de sujetarlos con una estructura secundaria, he pensado aprovechar esas mismas estructuras metálicas de apuntalamiento para crear un gran corredor junto a la fachada, que me conecte los dos patios y me permita entrar de forma lógica a los espacios pasantes entre muros. Sería como un gran tubo de esqueletos metálicos sobredimensionados, muy potente - como una columna vertebral o eje articulador del proyecto.

- La segunda figura es un boceto de sección. Se ven los dos patios laterales, y el peine de muros cortado longitudinalmente. Al dibujar la planta de ariba, se me ha ocurrido una cosa: ¿por qué no usar esa misma estructura de lonchas o filetes (que ahora me define la planta baja) también en la planta superior?

Aunque lo concibo como un gran espacio diáfano, transparente y casi sin estructura (apoyado sobre una base pétrea, que es la pre-existencia - más rígida, más perenne y pesada, frente a la liviana estructura superior), en sección quiero manifestar ese despiece (de modo que acompañe a la fachada, que ya está dividida así de por si). Las diferentes alturas me permiten jugar con la compresión y dilatación del espacio, con diferenciar usos y funciones, y también introducir luz en el interior.

- La tercera figura sería la planta resultante. Al dibujarla, he decidido jugar también en planta con esas lonchas, y desplazarlas las una respecto las otras. Lo gris son los agujeros entre las cajas de cristal, que podría utilizar como patios relacionados con las funciones.


Luego, he dejado de ver el gran forjado sobre las cubiertas de las naves como algo tan plano. Si lo subo o lo bajo, también creo diferenciaciones y un espacio mucho más rico.

En la esquina inferior izquierda está el dibujo que más me gusta de todos los que he hecho: el boceto de sección transversal. Ya que las cubiertas tienen que desaguar, las he inclinado (cada una hacia un lado); su superposición hace del espacio interior algo que encuentro apasionante. Ahora el edificio parece una gran geoda gigante, o un diamante. Aunque todavía no he decidido cómo irán exactamente esas cubiertas, sí se que tendrán una altura mayor que en planta baja, para recalcar la idea de "planta noble" que alberga todo lo público. También he decidido mantener un espacio central común en todas las secciones (ahí por donde va la personita) - así creo un recorrido, que no está acotado espacialmente pero sí visualmente - la gente intuye por dónde debe circular sin poner nada más.


Volviendo a planta baja y a los patios, he decidido ser más radical. Me he dejado de tonterías, y he conectado mi patio izquierdo con el mirador sobre la vía del tren y el espacio verde que quiero hacer al otro lado. De este modo, meto ese espacio en mi proyecto, y le doy una escala más urbana, más pública. Ahora se puede entrar desde todas partes, no sólo atravesando la fachada. Para salvar la diferencia de cota, imagino un gran teatro al aire libre - unas gradas donde la gente pueda sentarse, comer leer, charlar, descansar... y también ver teatro, cine o proyecciones. Este es mi nuevo Panoramium.

En el patio de la derecha, he seguido la misma estrategia. He sido radical, y me he extendido sobre la vía del tren para conectar con la calle directamente, más allá de donde acaba la fachada preexistente de la última nave. Creo una entrada más amplia, más pública, que también conecta con la ciudad y puede servir como patio de esculturas.

En la parte más de abajo, el dibujo de colorines, está un prototipo de planta alta, sumando estas ideas. en amarillo están los patios, en rojo las zonas más privadas (que ya veré como hago, porque no quiero perder diafanidad) , y en azul los núcleos - que me imagino como entes más potentes y separados, exentos en mitad de los patios, de modo que quede patente que hay que subir, pero también de modo que no toquen la estructura pre-existente, que no tenía tal cosa.



Aquí más dibujillos, e ideas de sección - dobles alturas? suelos rehundidos?



Esta es la planta baja, más grande. En amarillo, mis espacios verdes, interconectados con las plazas y la ciudad, y de escala más urbana.


Aquí, un boceto (de nuevo) que se ve muy mal, de la planta alta, y del modo que quiero hilar los patios entre las cajas de cristal con los patios de planta baja. También un prototipo de alzado (en el lado derecho, girado)

Presentación 08 Noviembre

He pensado mucho sobre dónde colocar el patio, y su posible forma. Al final, he decidido colocarla en las dos naves industriales gemelas próximas al chaflán de la izquierda. En fachada son exactamente iguales, lo que respalda la idea de que sirven para la misma función. 

He decidido que no estén centradas por eso, pero adicionalmente me generan dos situaciones de proyecto distintas y más interesantes (izquierda y derecha - no pasan las mismas cosas); también están próximas a la plaza de la izquierda (que siempre he considerado como más pública que la del otro lado).

Finalmente, he decidido que el patio no sea una simple entrada. Pienso en él como un Panoramium, una mezcla entre jardín de esculturas y patio de proyecciones experimentales parte del programa de exposiciones temporales.


En planta alta (en el forjado sobre las naves) he situado el patio-Panoramium lo primero. Una vez hecho, he reservado un espacio para las cajas en función de cómo quiero que sea el espacio público.

He dejado todo el lado sur para el espacio de la plaza, porque está volcado hacia la calle y los árboles, y porque recibe un soleamiento más intenso durante el día (en Barcelona, mejor para las plantas). Por otra parte, el lado norte lo he reservado para las cajas, que de este modo bloquean la visión del tren y de los edificios traseros. todas las cajas están diseñadas sobre la retícula de los muros de planta baja, sobre los cuales se apoyan directamente.

Entre cajas, he planteado recorridos en pasarela también respetuosos con la estructura de planta baja. No los concibo a nivel de calle, sino en una planta superior (de modo que en la plaza generan espacios cubiertos que pueden guarnecer en caso de lluvia).

Estos espacios cubiertos no son los únicos. Quiero conectar las cajas en una planta superior, que me de más espacio para el programa, pero esté despegado del suelo. Casi como si las cajas que vemos en la imagen de abajo fueran las patas de una mole más grande, que apoya sobre ellas. Esa hipotética planta no la he dibujado todavía, pero se intuye en las líneas de puntos (su proyección sobre la plaza)


CORRECCIÓN DE LOS PROFESORES (Jesús):

- Me centro demasiado en los pequeños detalles (escaleras, tabiques, ascensores) y no tomo decisiones de proyecto a gran escala.
- El patio es demasiado simétrico, casi decimonónico. Además, rompe un muro pre-existente de interés en el proyecto.
- La estructura pre-existente realmente interesante es la de muros verticales, el "peine". Estoy siendo demasiado escrupuloso con lo demás (que no debería dudar en tirar), pero sin embargo me cargo esa estructura tan clara al meter el patio (que rompe uno de los muros del peine).
- En planta baja, debería limitarme a meter muebles y cajas cerradas que no toquen la estructura - hacer una planta libre tipo Toyo Ito.


- Para subir a la planta superior, quizás la solución es dejar toda la esquina como un gran patio, en donde sólo dejo la fachada, y desde ahí entrar a la planta de arriba. Podría hacer lo mismo en el lado opuesto.
- La parte de arriba es muy caótica, no es intuitiva. Parece que necesite un plano para orientarme. Además, al meter tanta caja diluyo demasiado el concepto de plaza. Estoy creando más bien una red de patios, que aunque a mi me parezca interesante, puede no serlo. He de plantearme si la gente de verdad querría usarlos. Un volumen unitario, más limpio, puede ser la solución.
- Además, si introduzco los patios laterales, quizás el de arriba pierde razón de ser.

Presentación 02 Noviembre

El proyecto ha cambiado mucho desde la última vez. 

En primer lugar, he intentado conservar el concepto de los volúmenes despegados especializados con diferentes funciones e interconectados con pasarelas, pero sin limitarme a las formas rígidas que tenía antes.


El resultado es una planta que encuentro muy interesante (por el espacio público intersticial entre las cajas, por donde se puede deambular, y al que se vuelcan todas las funciones) pero insuficiente en m2 para cubrir todo el programa. 

Además, pierdo las pre-existencias (que también encuentro muy interesantes en cuanto a su forma urbana y la alineación que dan respecto a la ciudad) 


¿La solución? Puede que sea una locura, pero cojo el proyecto de las cajas y "me lo subo" al techo de las naves. Aquí está la primera tentativa de alzado, donde se ven las naves industriales y las cajas interconectadas con pasarelas sobre la cubierta. 

Tras analizar las cubiertas existentes de las naves, decido tirarlas y crear un gran forjado plano que pueda albergar sin problemas el programa de las cajas - y más importante aún, la plaza, o el espacio intersticial.


Aquí una adaptación a ojo de las posibles estructuras de las cajas llevadas hasta el suelo - se superponen los muros pre-existentes con las nuevas estructuras metálicas de las cajas (pilares)


Esto es lo que resulta de intentar meter el programa público en la planta baja - por una cuestión de que lo público está más cerca del suelo y es más accesible.


Esta última imagen es un análisis de los elementos: núcleos de escaleras y ascensores (gris), núcleos húmedos no definitivos (rosa), espacios verdes abiertos (que serían agujeros en el forjado sobre la cubierta, y por tanto patios a doble altura interconectados con la plaza de arriba) y los espacios semi-abiertos (en naranja - son aquellos que se pueden abrir o cerrar a placer).


CORRECCIÓN DE LOS PROFESORES (Silvia, Paloma y Jesús):

- Ante todo, se trata de un proyecto de rehabilitación. 
- Debo utilizar las estructuras pre-existentes de las naves (que tienen la forma de un peine o unas costillas), y suponer que aguantarán el hipotético peso de las cajas.
- Es mejor dejar el uso privado, a una escala más urbana y más modesta, mientras que arriba introduzco el uso público. Es más lógico, porque así obligo a la gente a usar la plaza sobre la cubierta de las naves, y además no estoy tan constreñido por los muros ya existentes - puedo hacer mayores luces.
- Debo proyectar la planta de arriba en función de la de abajo. Debo buscar la correspondencia de estructuras, para que ninguna estructura de la parte de arriba penetre en la planta baja.
- Quizás sea conveniente hacer un patio de entrada en planta baja, desde el que obligue a los visitantes directamente a SUBIR a la plaza (como en una casa romana o clásica, en la que se entra al patio, y luego desde ahí se asciende a la planta "noble")
- Mi proyecto es como una bandeja con vasos: debo tener mucho cuidado con el perímetro.
- En la planta de la plaza, lo que importa es el espacio PUBLICO, no las cajas en sí - debe ser lo primero que proyecte (reservando m2 para las funciones en las cajas, que ya desarrollaré después)